Política de Cookies
Utilizamos cookies propias para el correcto funcionamiento del sitio web, y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar

Metodología

Metodología

Llevamos a cabo el principio de INDIVIDUALIZACION elaborando  PROGRAMAS DE APOYOS INDIVIDUALES de cada usuario, teniendo en cuenta, sus habilidades y destrezas, así como sus necesidades y gustos como personas independientes, siempre integrando las actividades en el grupo de trabajo del  Centro, siguiendo así el principio de INTEGRACION, por ser este un objetivo fundamental para trabajar con los usuarios.
 
Para trabajar el principio de individualización es imprescindible partir conociendo a los usuarios a través de informes, contacto con la familia y directamente con ellos.

Otro principio básico en la actuación con los usuarios es la GLOBALIZACIÓN, de ahí que nuestra acción educativa comprenda todos los aspectos  de su personalidad: sociales, comunicativos, intelectuales, motrices...

En los Programas de Apoyo Individuales hemos buscado la funcionalidad y la generalidad de los aprendizajes para que se puedan adaptar a la vida cotidiana, buscando la consecución de los objetivos generales de integración e independencia del usuario.

Las actividades procuraremos que sean motivadoras y gratificantes para el usuario a la hora de realizarlas.

Resaltamos la importancia de trabajar en equipo

Por último, recordamos que dadas las características de los usuarios, el contacto con las familias se hace necesario, no solo a nivel informativo, sino participativo y preciso.

La Metodología a emplear es esencialmente práctica, dinámica, lúdica y participativa.

En líneas generales, todas y cada una de las actividades programadas se basan en los siguientes criterios de actuación:

Los componentes instruccionales y las técnicas de entrenamiento de los programas elaborados derivan de los procedimientos, principios y leyes del Modelo Conductual, siendo algunas de las técnicas más aplicadas:

- Instrucción verbal
- Modelado
- Imitación
- Reforzamiento
- Generalización

Siguiendo las directrices avaladas por investigaciones diversas, en los programas de Actividades de la Vida Diaria y Orientación al Trabajo las técnicas más aplicables son, en líneas generales, la Instrucción Verbal, el Modelado, la Imitación y el Reforzamiento. Mientras, en los programas de Habilidades Sociales las más utilizadas serán: Instrucciones, Modelado, Role-Playing, Reforzamiento Social y Generalización.

Inicialmente al usuario se le explica e instruye en la conducta a entrenar y en cómo realizarla.

Este componente didáctico esencial no resulta suficiente, en la mayoría de las ocasiones, para lograr el aprendizaje. Se procede entonces al modelado de la conducta.

Tras el modelado, el usuario debe tener la oportunidad de practicar, ensayar o imitar la conducta modelada, mientras se le proporciona la ayuda necesaria (visual, gestual o física) en cada momento. Estas ayudas se irán eliminando paulatinamente a medida que se va aprendiendo la conducta.

Al finalizar esta fase, se deben proporcionar los correspondientes refuerzos, previamente establecidos.

En base a este esquema de técnicas se realizan los cambios y ajustes necesarios dependiendo del nivel y características del usuario y la actividad o situación a entrenar.

Los objetivos se trabajan tanto de forma individual como en grupo. Aquellos cuyas capacidades están más limitadas reciben más apoyo y atención individual, mientras que los que tienen habilidades más desarrolladas dedican más tiempo a actividades grupales, sirviendo de modelo y ayuda a compañeros con mayores dificultades.
 

Colaboradores